Boletín Laboral Noviembre 2015

Este año 2015 va acabando y no dejamos de traeros sorpresas.

Termina el año con un nuevo Texto Refundido del Estatuto de los Trabajadores y de la Ley General de la Seguridad Social, pero esos nuevos textos no traen aparejadas modificaciones relevantes de lo ya existente. Pese a ello, es obligado comentarlos este Boletín, no con afán de analizarlos detenidamente, lo que excedería de nuestra finalidad, sino con voluntad de tranquilizar a las Empresas.

Donde sí ha habido cambios, y relevantes, es en la forma en la que deben interpretarse instituciones jurídicas muy consolidadas ya y que pueden afectar de forma notable a las Empresas y de nuevo estos cambios llegan de tribunales inesperados para un laboralista.

Por una parte, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha vuelto a dar un revolcón al legislador español, reinterpretando el art. 51 ET, en materia de despido colectivo, a la vista del texto de la Directiva Comunitaria en la misma materia y obligando a replantearse a las Empresas qué extinciones contractuales deben considerarse, y cuáles no, de cara a saber si se han superado o no los umbrales que provocarán la obligación de tramitar un despido colectivo.

Por otra parte, la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ha condenado a una empresa por vulnerar los derechos fundamentales de un antiguo trabajador previamente despedido por el hecho (bastante habitual) de dar información a una tercera empresa sobre cuál fue la causa por la que se le había despedido.

Dos sentencias de indudable interés que, junto con las normas citadas, dan contenido a este Boletín, último de este año 2015.